Círculos de mujeres en confinamiento

Llevamos más de un mes confinadas en casa. Al principio la cosa fue vivir un sueño irreal que nadie entendía, que se suponía que iba a pasar pronto.

Los primeros días, incluso semanas, hubo externamente para una parte de la sociedad, un periodo de mucho miedo, de pánico, incomprensión e incluso rabia.

Poco a poco fueron pasando los días, muchos continuaron vibrando en esas emociones, otros, en este caso otras, las que pertenecemos a círculos de mujeres, empezamos a entonar un latido constante, verdadero de aceptación, cuidado y comprensión.

Este proceso, en el que casi casi nos ha dirigido la vida sin preguntar siquiera, nos hemos llevado como mujeres a experimentar algo profundo, sincero… autoconocimiento y buceo en nosotras mismas.

En muchas se han mostrado miedos, inseguridades, frustraciones y rabia, esas emociones que en el día a día pasan inadvertidas, casi camufladas en el cajón de una agenda repleta de acontecimientos y ocupaciones. Poco a poco, nos hemos visto casi en la obligación de sacarlas de ese lugar de sombra, para mirarlas a los ojos y sonreír, llorarlas o gritarlas, enfrentarlas, AMARLAS y crecer.

Para otras muchas mujeres, el trabajo que venían realizando desde hace años se veía ahora reconocido, una sensación de paz y de comprensión. Lo que la vida nos quiere mostrar como sociedad es una evidencia, que tenemos ya la paciencia y el amor de sostener.

Y en los círculos, en esos nuevos y tecnológicos grupos, unidos por wasaps con mensajes de apoyo, de risas, de sostén, de respeto, de atención, de cuidado, de cariño, de amor puro por nuestras hermanas de alma, cada una en su proceso, cada una con sus circunstancias y sensaciones.

Hemos reído juntas, nos hemos escuchado, hemos meditado y bendecido nuestros úteros, hemos arropado a nuestras niñas interiores, hemos respetado a las que están en un profundo silencio, y a las que gritan… y ahora estamos más unidas, estamos conectadas por lazos de experiencias que nos enriquecen a cada una, porque en cada una de mis hermanas de círculo me puedo ver a mí misma y, AL AMARLAS, ME AMO.

Gracias a todas y cada una de las mujeres que formáis este círculo de Amor, por vuestras experiencias, vuestros mensajes, vuestras emociones y comprensiones, y porque de esta unión ya somos muchas, y todo lo que surge nos alimenta y nutre a todas.

Y CUANDO UNA LLEGA, LLEGAMOS TODAS.


Image

Terapeuta holística

Sofía Virosque Verdú

Terapeuta especialista en inteligencia emocional, Coaching y PNL (Programación Neurolingüística). Facilitadora de destrezas emocionales para educadores y escuelas de padres. Facilitadora de Constelaciones Familiares. Acompañante de procesos personales mediante Síntesis energética. 

Nota importante

Ninguna terapia puede convertirse en sustituto del diagnóstico y tratamiento del médico o profesional de la salud cualificado. El Instituto Valenciano de Terapias Naturales ofrece alternativas complementarias y nunca sustitutivas y no se responsabiliza del uso o mal entendimiento de estas. En nuestro equipo todos los profesionales se mueven dentro de esta filosofía y jamás se exceden de sus funciones a la hora de trabajar con una persona, estando sus técnicas dentro de la legalidad y atendiendo a las personas que hayan sido diagnosticadas previamente por un médico, advirtiendo que el programa de salud es un complemento y que nunca sustituye a las normas establecidas por el profesional sanitario correspondiente.

¿Quieres saber más o apuntarte?

Escoge la opción que más te guste: email o teléfono. Estaremos encantados de ayudarte.

Llámanos al960 034 119
Escríbenos ainfo@institutovalencianodeterapiasnaturales.com
Escríbenos ainfo@institutovalencianodeterapiasnaturales.com

Leave a Comment